menu

Trombofilia: factor genético es una de las causas del problema

Trombofilia

La trombofilia es una enfermedad genética o adquirida que afecta la capacidad de coagulación de la sangre. Uno de los principales problemas relacionados con la enfermedad es la trombosis, que se produce cuando un vaso sanguíneo es obstruido por un coágulo.

Aprenda sobre la trombofilia

La trombofilia hereditaria es una predisposición genética a la obstrucción de los vasos sanguíneos.

Esto ocurre por las alteraciones en las sustancias que inhiben la formación de coágulos, haciendo que pierdan su eficacia en la protección del organismo de este tipo de problema. 

La enfermedad, cuando es de origen genética, por lo general llegan a las personas menores de 45 años de edad, considerados jóvenes en relación al problema. En este caso también hay una gran posibilidad de recurrencia de la obstrucción de los vasos, así como la probabilidad de que los coágulos transiten a través del cuerpo y aparezcan en regiones inusuales.

Mientras la trombofilia adquirida es causada por enfermedades, síndrome antifosfolípido, la inmovilización de miembros, la terapia de reemplazo hormonal, píldoras anticonceptivas y medicamentos tales como la heparina.

Otro factor importante para la comprensión y el tratamiento de la enfermedad es la parte del cuerpo donde ocurre el coágulo. Saber si la existencia de una predisposición a la trombofilia es importante para la prevención y el tratamiento temprano, en caso surjan coágulos.

La trombofilia afecta la fertilidad y el embarazo

Las mujeres con trombofilia pueden tener problemas para quedar embarazadas y otras complicaciones obstétricas.

La trombofilia se debe investigar cuando hay casos de aborto espontáneo, recurrente, muerte fetal, eclampsia y  pree-eclampsia, desprendimiento de la placenta y problemas de desarrollo fetal.

A menudo la enfermedad sólo se identifica durante el embarazo. El Tratamiento y seguimiento varía de acuerdo a la salud de la gestante, los riesgos del embarazo para la madre y el niño y la etapa del embarazo.

Reconozca los síntomas

La trombofilia en si puede no causar ningún síntoma y no afectar la salud de las personas con la enfermedad. Pero este problema abre las puertas a una trombosis venosa profunda, un problema que pone en riesgo la vida.

Las señales de trombosis venosa profunda son dolor e hinchazón en cualquier lugar de una de las piernas, la piel se vuelve caliente y puede tener manchas rojas en la parte posterior de la rodilla. Estas señales no deben ser ignoradas.

El coágulo en la pierna no pone en riesgo la salud, pero puede viajar a través de las venas del cuerpo y causar una embolia, una situación preocupante. Si el coágulo se alojara en los pulmones, causaría una embolia pulmonar, la sangre no podría llegar a los órganos, impidiendo la respiración.

facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio. Más información en Aviso Legal y política de cookies

Cerrar